No se describirlo

-¿Como funciona un corazón? ¿También es capaz de sentir o únicamente de bombear sangre? ¿Que es lo correcto? ¿Escuchar el corazón, o hacer caso de la cabeza?
+ Pero... ¿El corazón se puede escuchar? 
-Si cierras los ojos muy fuerte puedes hacerlo. Inténtalo. Cierralos muy fuerte. Fuerte. Muy fuerte.
+Me duelen.
-No digas tonterías. Ahora olvídate de pensar, olvídate de tu vida, olvídate de tu mundo. ¿Que ves?
+No veo nada... Solamente siento como el viento me acaricia las piernas recién depiladas. Escucho unos chapoteos en el mar y después su sonrisa.
-¿Solo eso? ¿No notas nada más?
+Sí, pero no lo se... No se que hacer. Noto algo que no sé que es. No se describirlo.
-Es sencillo. ¿Que te impide juntar tus labios con los suyos? ¿Que es lo que no te deja rozar tus manos con las suyas?
+Creo que mi cabeza...
-Te dije que dejaras todo anclado. Toda la gente, todo el mundo, todos los rumores, todos los importunios. Y no pienses con la cabeza, usa el puto corazón.
+Si hago eso... tengo un problema...
-Si haces eso, puedes sentir por fin eso que no sabes describir. Eso que se llama Felicidad.



Entradas populares de este blog

Oído, visto y sentido

Alicatado

A mi manera