Fin Último

Sí, la guerra ha comenzado. La guerra por la defensa de la voluntad mayoritaria, del cumplimiento de la ley, y de la transparencia practicada. Para quien solo venga ahora vendiendo diálogo como motivo de una moción de censura, tendría que haberse enterado de que el momento de dialogar empezó ya hace 14 meses con unas elecciones en las que no solo los políticos, sino todo el pueblo, habló.

En fechas tan importantes como lo son estas para Mugardos, en un día tan importante como el que es hoy, he repasado durante esta tarde el camino recorrido. He repasado las noches buceando entre papeles de los que en la mayor parte de los casos desconocía el significado, pero que a base de leer, investigar y lo más importante, comprender, me ha llevado hasta aquí. 

Qué fácil sería todo si nunca hubiera dado un paso al frente. Que sencillo sería solamente dedicarme a vivir mi propia vida sin pensar en otra persona que no fuera yo mismo, en ser yo feliz y al resto del mundo que les den.

Hablando hoy con mi padre me decía que había que morir con las botas puestas, que era un Mahía. Es inevitable ver cómo pasan los años y cada vez se me pegan más cosas de su carácter. Soy hijo de quien soy.

Quizás a partir de los próximos días se tomen las decisiones más difíciles que se puedan tomar a lo largo de esta vida, decisiones que alguno tomamos siendo jóvenes idealistas creyendo que la verdad como tal, siempre debe prevalecer. Aunque supusiera cruzar la ría.

Es por ello que pase lo que pase, lo que hoy da comienzo será el camino que muchos de nosotros decidimos coger por el simple hecho de llegar al fin último de la política y de la democracia, que no es sólo llevar a cabo un programa electoral, sino que es respetar, cuidar, y proteger a toda aquella persona que te dio, y que no te dio, su respaldo en las urnas.

El fin último de todo político, debe ser el salvaguardar por encima de todo y de forma inalienable la felicidad y el bienestar de su pueblo, porque el cariño y el apoyo de la gente, eso es algo que ni el mayor de los sueldos podrá pagar.



Entradas populares de este blog

Oído, visto y sentido

A las bravas

Alicatado